El Palacio de Westminster, más conocido hoy como las Casas del Parlamento, es el palacio real más antiguo de Londres. Es un sitio considerado patrimonio mundial y uno de los edificios más reconocidos en el mundo. Es un buen ejemplo de arquitectura neogótica. El sitio – que también comprende la pequeña iglesia medieval de Santa Margarita, construida en estilo gótico perpendicular, y la Abadía de Westminster, donde han sido coronados todos los soberanos desde el siglo XI – es de gran importancia histórica y simbólica.

El Palacio de Westminster

Construido en el sitio de un palacio medieval, y posiblemente un templo romano dedicado a Apolo, el palacio ha estado en uso continuo desde la primera mitad del siglo XI. Hoy la parte existente más vieja de las casas del parlamento es Westminster Hall, que se remonta al reinado del rey Guillermo II. Construido en 1097, es el pasillo ceremonial más viejo en Gran Bretaña y era el pasillo más grande en Europa. Otras partes históricas incluyen la Capilla St Mary Undercroft de Edward I de 1297 y la Torre de la Joya, construida por Edward III en 1366.

El actual Palacio de Westminster de estilo gótico fue reconstruido en 1854 por Charles Barry. Cuenta con más de 1100 habitaciones, 100 escaleras, 11 patios y una terraza de 200 metros al lado del río. La parte más famosa del edificio es la Torre del Reloj que alberga al Big Ben. Victoria Tower, la torre sur, tiene 102 metros de altura y fue la torre más grande y más alta del mundo. En la parte superior está el asta de bandera de 15m donde vuela la bandera de la Unión cuando el parlamento está «sentado».

Conoce el Museo de Historia Natural de Londres

Historia del Palacio de Westminster

La tradición sugiere que un templo romano a Apolo existió aquí cerca del río Támesis. Ese templo fue supuestamente destruido en un terremoto, y no queda rastro de él, si alguna vez existió. Durante el período sajón una iglesia de madera dedicada a San Pedro fue construida aquí en el siglo VIII. Para distinguir la nueva iglesia de la de San Pablo en el centro de Londres, la nueva iglesia era conocida como la Iglesia del Oeste (West Minster), mientras que San Pablo era conocida como la Iglesia del Este (East Minster). El rey sajón más influyente, fue Edward el Confesor, quien fundó la Abadía de Westminster y construyó un nuevo palacio real junto a su gran nuevo fundamento monástico.

Cuando Guillermo el Conquistador llegó al trono utilizó el palacio y la abadía existentes como su base de poder en Londres. Pero fue su hijo, William Rufus, quien comenzó a transformar el antiguo palacio sajón. William Rufus comenzó a construir Westminster Hall en 1097, y creó el mayor salón real de Europa. El Salón fue utilizado como un centro ceremonial, para banquetes y entretenimiento.

Debido a que el Palacio era antes que nada una residencia real, no había lugar para que el Parlamento se reuniera. La Cámara de los Lores se reunió en la Cámara de la Reina, luego en 1801 se trasladó a la Sala Menor. La Cámara de los Comunes se reunía a menudo en la Casa Capitular de la Abadía de Westminster.

El Incendio

El 16 de octubre de 1834, un par de estufas quemaban antiguos palos de registro para el ministerio de Hacienda y se inició un incendio que pronto barrió el palacio de madera. Fue el peor incendio en la historia hasta ese momento, a excepción del Gran Incendio de Londres.

Un concurso de arquitectura se puso en marcha para elegir un diseño para el nuevo Palacio de Westminster. El diseño ganador fue de Sir Charles Barry, quien propuso un complejo de edificios de estilo gótico, incorporando los edificios medievales supervivientes. Barry amplió el sitio reclamando 8 acres de tierra del río Támesis. Estimó un tiempo de construcción de 6 años, pero al final la construcción tardó 30 años.

Arquitectura del Palacio de Westminster

El nuevo Palacio de Westminster fue construido a la medida por el arquitecto victoriano Charles Barry para uso parlamentario. El diseño y la disposición del edificio fueron cuidadosamente diseñados para satisfacer las necesidades y el funcionamiento del Parlamento. En particular, Barry colocó la ubicación del Trono del Soberano, la Cámara de los Lores y la Cámara de los Comunes en una línea recta, vinculando así los tres elementos del Parlamento en forma continua.

Diseño y detalle

Barry también tuvo cuidado de acoplar lo viejo y lo nuevo, de modo que los edificios medievales sobrevivientes –el Westminster Hall, los Claustros y la Casa Capitular de San Esteban, y la Capilla de Undercroft– forman parte integral del conjunto.

En su diseño, Barry también estaba interesado en equilibrar lo horizontal (que enfatizaba con bandas continuas de revestimiento) con lo vertical (que marcaba con torrecillas que terminaban muy por encima de las paredes). También introdujo los techos de hierro de pendiente pronunciada que enfatizaban la animada silueta del Palacio. El esquema gótico para el nuevo palacio también se extendió a sus muebles interiores, tales como papeles pintados, esculturas, vidrieras e incluso los tronos y toldos reales.

Impacto del Palacio

Al elevarse sobre las modestas terrazas georgianas construidas en ladrillo de Westminster, el nuevo Palacio tuvo un enorme efecto sobre la imaginación del público victoriano. También tuvo una influencia significativa en el diseño posterior de varios edificios públicos como ayuntamientos, tribunales de justicia y escuelas en todo el país, e internacionalmente.

Big Ben

El nombre Big Ben se utiliza a menudo para describir la torre, el reloj y la campana, pero el nombre fue dado por primera vez a la Gran Campana. La Torre de Elizabeth, que se encuentra en el extremo norte de las casas del parlamento, fue terminada en 1859. Y el gran reloj comenzó el 31 de mayo, con los sonidos de la gran campana sonando por primera vez el 11 de julio.

La construcción de la Torre del Reloj comenzó en septiembre de 1843. Esta es la torre icónica que se encuentra hoy en las Casas del Parlamento. La Torre Elizabeth se construyó desde el interior hacia el exterior, lo que significa que ningún andamiaje era visible para el mundo exterior. Los materiales fueron transportados por el río. Un torno elevó los materiales a los albañiles.

El reloj

Charles Barry era un buen arquitecto, pero no era un relojero especialista. Él buscó el consejo de un amigo, Benjamin Lewis Vullamy, después de agregar una torre de reloj prominente a su diseño.

Vulliamy era el Relojero de la Reina. Comenzó a diseñar un reloj para la torre de Barry. Otros respetados relojeros, como Edward John Dent, querían estar involucrados y disputas estallaron. En 1846 se celebró un concurso para decidir quién debería construir el reloj. En febrero de 1852, Dent fue designado para construirlo.

El reloj fue instalado en la Torre del Reloj en abril de 1859. Al principio, no funcionó porque la aguja del minutero era de hierro fundido y era demasiado pesada. Una vez que fue reemplazada por una de cobre, comenzó exitosamente a mantener el tiempo el 31 de mayo de 1859. No pasó mucho tiempo antes de que los carillones de la Gran Campana, también conocido como Big Ben, se unieran.

No te pierdas Qué hacer en Londres

Big Ben, La Gran Campana

Oficialmente, la Campana de la Torre Elizabeth en el Palacio de Westminster se llama la Gran Campana. Aunque es más conocida con el nombre de «Big Ben». El nombre de «Big Ben» a menudo se asocia con la Torre Elizabeth y el Gran Reloj. Pero fue a la Gran Campana a la que el nombre originalmente fue dado.

Herreros de Norton cerca de Stockton-on-Tees fundieron la campana en agosto de 1856. Fue transportada por ferrocarril y mar a Londres. A su llegada al puerto de Londres, fue colocada en un carruaje. Y atravesó el Puente de Westminster halada por 16 caballos blancos. La campana estaba colgada en patio del nuevo palacio. Se probó cada día hasta el 17 de octubre de 1857 cuando apareció una grieta de 1,2 m. Esto ameritó la creación de una nueva.

La segunda campana fue colocada el 10 de abril de 1858. Esta campana era 2,5 toneladas más ligera que la primera. Sus dimensiones significaban que era demasiado grande para montarla verticalmente en el eje de la torre. De modo que la nueva campana se colocó de costado y se elevó. Aparte de los paros ocasionales el Big Ben ha sonado desde entonces.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here