La cárcel de Broto, tiene una importancia histórica y cultural para la provincia de Huesca, ya que a través de sus instalaciones se narra un pedazo de su pasado, como las guerras que se realizaron entre la localidad de Broto y Francia, así como las imágenes icónicas que se encuentran en las paredes de ese lugar y que de alguna manera reflejan la forma de pensar de las personas que se encontraron en prisión. A continuación, te contamos un poco de este lugar especial.

CÁRCEL DE BROTO

¿Dónde se encuentra la Cárcel de Broto?

La cárcel de Broto, se ubica en la calle Santa Cruz, número 5, Broto, en la Provincia de Huesca – Aragón, en las adyacencias de la embocadura del puente sobre el río Ara, en el noreste de España.

La cárcel de Broto, es una torre de piedra, que fue utilizada originalmente en el siglo XIV como una estructura para la defensa del puente medieval del río Ara, para el control y cobro del peaje por el derecho de paso, posteriormente en el siglo XVI, fue transformado en cárcel, razón algunas de  las  ventanillas de sus muros están tapadas con argamasa de cal y arena.

En los espacios interiores se encuentran unos grabados, que fueron realizados por los presos cuando estaban pagado sus condenas  y están considerados como de altísima calidad pictográfica.

En el año 2005, se ejecutó el proyecto Continua Pirineum, llevado a cabo por la Comarca de Sobrare, realizando una obra completa de restauración, que permitió que la estructura siguiera en pie, en las mejores condiciones posibles.

CÁRCEL DE BROTO

Historia Cárcel de Broto

Al lado de la embocadura del antiguo puente de estilo gótico del siglo XVI, se levantan dos estructuras adosadas y muy relacionadas históricamente, la Torre de la Cárcel de Broto y la Casa del Valle o Junta del Valle. Esta última era la sede de la administración que impartía justicia y resolvía los pleitos, mientras que en la Torre se recluían los presos que violaban la ley.

Los registros históricos que se relacionan con el funcionamiento de la torre de la cárcel de Broto, como espacio de reclusión, se inician en el siglo XVI, los pobladores del valle de Broto y del valle de Baréges en Francia, que cometieran algún hecho delincuencial, eran juzgados y detenidos en la torre, que se había convertido en cárcel de la localidad.

La mayoría de los delitos, estaban relacionados con el robo de comida y ganado, las infracciones relacionadas con los robos y contrabandos eran juzgados en esta localidad.

CÁRCEL DE BROTO

Construcción 

La edificación de la torre donde se ubica la cárcel de Broto, está catalogada como una estructura sobria y maciza, la torre tiene forma cuadrangular,  posee tres plantas  y las paredes son de muros gruesos, con techos  arquitectónicamente abovedados de medio punto y de cañón, posee unas aberturas denominadas saeteras que son unos huecos en la pared de forma vertical muy estrechos y un gran ventanal en la planta superior. El techo fue fabricado con un tejado a dos vertientes, los cuales fueron ornamentadas con los materiales típicos del valle.

El ingreso a la torre se efectúa por medio de la Casa del Valle, a través de la planta intermedia de la prisión. Al lado de la puerta de entrada de la planta intermedia de la prisión se ubican unas pequeñas escaleras de dos tramos que vinculan las dos edificaciones.

En el primer tramo se ubican dos orificios que actúan como cepos empotrados sobre la estructura de madera, en el cual se ataban y torturaban a los presos, la tortura era tan extrema con estos cepos que en algunas oportunidades estos elementos de represión les cortaba las manos.

El ingreso al piso inferior, se realizaba por medio de dos aberturas en forma cuadrangular, que se ubicaba sobre el piso de la planta intermedia. Los reclusos bajaban a la planta inferior a través de cuerdas que se enlazaban sobre dos argollas que estaban clavadas en el techo abovedado  y que se encuentra en la planta intermedia, cada una de las cuerdas se ubicaba de manera perpendicular a las aberturas ubicadas en el suelo.

La planta inferior, se compone en dos salas diferentes que se disponen a partir de una pared central que las divide nuevamente en dos espacios pequeños, ambas salas están recubiertas por una bóveda arquitectónica de medio punto.

El recinto intermedio, posee una bóveda arquitectónica de cañón, se ubica una aspillera o abertura horizontal y otra en sentido vertical, empotradas en el muro oeste que da hacia el río, en este nivel también se ubica un gran ventanal en el muro norte el cual fue taponado de manera preventiva, para evitar los riesgos de fuga, ya que el ventanal abría hacia el puente donde se cobraba el peaje.

La planta superior, tiene las mismas características que la planta intermedia, tanto en su superficie como en la colocación del techo abovedado en forma de cañón, ambas bóvedas la del piso intermedio como la del piso superior, están colocadas de manera contrapuesta una con la otra, para que de esta manera se pueda igualar los empujes propios de la construcción y de esta manera proteger la edificación.

En esta planta superior, se construyó el vano con mayor dimensiones, este es un elemento arquitectónico en forma de hueco cuya función es dar apoyo al techo, en este sentido se construyó una ventana en arco adintelada cuya extremo superior está en línea recta haciendo que el arco se perciba de una manera casi horizontal, bajo la ventana se fabricó el escusado o retrete, por medio del cual se arrojaban los excrementos de forma directa a la orilla del rio, a través de un orificio que se encuentra en el muro y debajo de éste una losa en posición de pendiente que facilitaba la expulsión de los desechos.

Condiciones de los reclusos 

Las condiciones de los reclusos no están muy documentadas, pero lo que sí se sabe es que las celdas de la planta inferior son las que presentan las más pésimas condiciones de habitabilidad, producto de la humedad y el frío producido por el río que se traslada al interior de la edificación, así como las condiciones ambientales producidas por la cercanía de las montañas.

Seguramente los reclusos que estaban involucrados con hechos de sangre y asesinatos, eran los que estaban consignados a estas celdas, eran muy difícil escapar de esta área y cuando había crecidas del río Ara, la sala se inundaba; los presos solían estar colgados por los brazos y las muñecas a través de cadenas, que eran sujetadas al muro y finalizaban en argollas, esta situación no ocurría en los niveles superiores.

La planta intermedia, poseía mejores condiciones, en relación a la humedad y al frío, en esta área la luz natural era bastante deficiente, ya que las ventanas eran muy pequeñas, sin embargo, había hogueras las cuales tenían troncos de madera empapados en resina para alumbrar y calentar el lugar, estas mismas características se encontraba en el piso superior, aunque con la diferencia que esta área se había acondicionado con un retrete y un vano o gran ventana ubicada en el lado oeste del muro, que permitía la entrada de la luz natural y la ventilación.

Los motivos principales motivos de infracción de la ley y el posterior encarcelamiento, eran las relacionadas con las normas de derecho de pasto y esta situación se debía a que para la época la actividad fundamental era la ganadería, por lo que muchos de los encarcelados eran pastores, algunos de ellos eran de procedencia francesa y esto se debía a que la región fronteriza del valle francés de Baréges se regía por las normativas de la localidad de Broto.

Esta tesis se apoya con los diferentes dibujos que se encuentran en las paredes de la cárcel de Broto, los cuales se relacionan con animales de pastoreo, como, por ejemplo, ovejas, caballos, las indumentarias de los pastores, así como la vestimenta, la cual está relacionada con pantalones estilo bombacho, boinas y bastones.

En relación al tiempo asignado para el castigo de las penas, tampoco se tienen datos precisos, por una de las imágenes, se sabe que uno de los reclusos permaneció por espacio de un año en la cárcel de Broto, sin embargo, se desconoce cuál fue el delito, el mismo se encontraba en la planta intermedia, por esta situación se puede tener una noción del tiempo de las condenas en la planta inferior.

Otros dibujos establecen que las penas pudieron ser por aspectos políticos, ya que se ubicó una fecha y corresponde a la etapa cuando se efectuó la Guerra de la Independencia en el año 1809, esta guerra fue el conflicto que se desarrolló entre los años 1808 a 1814, en donde España, el Reino Unido y Portugal, se enfrentaron a primer Imperio francés.

Además de la fecha antes señalada los dibujos representan a militares napoleónicos, los cuales se ubican en la parte trasera de la puerta que da acceso a la planta intermedia, por lo que se infiere, que los soldados franceses fueron encarcelados producto del conflicto bélico o que eran españoles afrancesados que apoyaban la causa de milicia invasora.

Grabados de la Cárcel de Broto

Los presos que se encontraban en la cárcel de Broto, realizaron sus representaciones pictóricas entre los siglos XVII hasta el siglo XX, los mismos se caracterizan por su cantidad y por su organización iconográfica.

Las representaciones gráficas fueron restauradas en el año 2005, ya que las mismas se encontraban dañadas por la acción del paso de los años, producto de la humedad, por el desgaste natural de las paredes en las cuales había una pérdida de cal y arena,  adicionalmente las imágenes tenían una gran abundancia de polvo que no permitía observar de una forma adecuada a las imágenes.

En la actualidad el proceso de recuperación es casi total y de esta manera se puede apreciar los detalles con las que fueron dibujadas, que su vez  permite valorar su singularidad artística.

Las imágenes de la cárcel de Broto, se lograron a través de incisiones que se ejecutaron con objetos con filos sobre la pared que estaba llena de hollín, generados por las hogueras que se utilizaban para alumbrar y calentar el lugar, este material penetraba en  el encalado de las paredes de los muros, presentándolos con el sistema de contraste de blanco sobre el negro.

En la sala intermedia es donde se concentra la mayor cantidad de imágenes grabadas y las que están en un excelente estado de conservación, los dibujos se ubican en sus cuatro paredes y llegan hasta una altura de los dos metros.

La data de las imágenes se relaciona con diferentes siglos, de los cuales hay uno que se vincula con el año 1558 y se ubica en la celda inferior, aunque la mayoría de los grabados pertenecen al siglo XVIII y se encuentran en la celda intermedia, entre lo que destacan los grabados en los años correspondientes a 1701, 1708, 1799, otros están fechados en 1809 y 1910.

En las imágenes también se encuentran algunos nombres,  como el de Miguel Guillen que se repite en varias ocasiones, Domingo Lacoma, Miguel Viñuales, José Pardina, Pascual Borruel, José Grillo, Tomás de Lione, entre otros,  igualmente,  se señalan nombres de localidades como Oto y Fiscal. En el nivel superior se ubica solo un grabado que señala la fecha de 1705 y la palabra broto Antonio.

La temática de los dibujos es variada, sin embargo, se destacan las relacionadas con la religión, como santos, santas, vírgenes, los cuales están rodeados en su mayoría de aureolas y coronas, hombres con cruces, relicarios, altares, entre otras figuras religiosas.

En el lugar también se encuentran figuras relacionadas con componentes de la naturaleza, como animales y árboles, figuras geométricas, líneas que se pueden relacionar con los días que pasaron los prisioneros en el lugar. Todas estas representaciones artísticas, están relacionada con la época y la simbología de la comunidad ubicada en la región de los Pirineos de España y su profunda creencia en la religión y su conocimiento de los libros sagrados, santos y vírgenes.

Entre los dibujos ubicados en la cárcel de Broto, se encuentran los que a continuación, se mencionan:

San Pedro

La imagen de San pedro hace referencia, al momento de su crucifixión, donde fue atado y clavado en una cruz de madera en una posición invertida; en la imagen de la cárcel de Broto, Pedro aparece abrazando a una cruz que se dibujó de manera invertida y está relacionado con el signo de la pasión.

San Jorge

San Jorge, es la imagen que se venera en el Reino de Aragón, desde el siglo XV y regularmente se representa en forma de caballero que pelea con un dragón; en la figura de la cárcel de Broto, se puede distinguir la fecha de 1709 y la denominación de Gorge – San Jorge.

Santa Ana

La imagen de Santa Ana, que se representa en la cárcel de Broto, se le ve acompañando a la Virgen infantil o en presencia de María y el Niño Jesús. La imagen de Santa Ana de Nazaret con la Virgen y el Niño, también conocida como Santa Ana Triplex, se remonta al siglo XV y fue ideada para honrar a la santa como madre de María y abuela de Jesús.

San Cristóbal

San Cristóbal de Licia,  está representado en la religión católica,  como un hombre  robusto, de una gran altura  y de origen cananeo, que luego de su conversión y devoción al cristianismo, se dedicó a ayudar a los peregrinos a atravesar los caminos peligrosos, como era un hombre fuerte,  llevaba a éstos peregrinos cargados en sus hombros. El dibujo de la cárcel de Broto, éste santo en el dibujo de la cárcel de Broto, está representado con una altura que ronda los 2 metros de altura, con una persona en sus hombros y una inscripción que indica el nombre del santo.

Santa María

La iconografía de la cárcel de Broto, está relacionada con la Santa María y el niño Jesús, la misma tiene dos leyendas, una en la parte inferior que indica “Santa María” y la otra leyenda se ubica en la parte izquierda e indica: “En devoción a la virgen nuestra señora santísima”.

El Altar

En las instalaciones de la cárcel de Broto, se encuentra una imagen de un altar que se relaciona con un calvario en el cual se hace presente varias cruces, el lugar donde está la iconografía, posiblemente haya sido utilizado para realizar el culto, el altar está dibujado con la forma geométrica rectangular, se ubican cuatro ángeles con alas.

Los dibujos representados en esta pictografía, son similares a los que se ubican en el portón de la Iglesia de San Pedro de Broto, así como tres tibias, esta se refiere a la parte del hueso largo ubicado en la parte interna de la pierna, en la iconografía, están de forma cruzada en X, este símbolo representa a la muerte y en la parte superior del altar se ubican tres cruces y dos inscripciones una indica Aquí murió nuestro señor y la segunda encima de la cruz que está ubicada en el medio la iniciales “INRI”.

Otros grabados 

Además de los grabados con motivos religiosos, en la cárcel de Broto podemos apreciar las iconografías que a continuación se mencionan:

Vegetación

El la torre de la cárcel de Broto, se encuentran dibujados diversos tipos de vegetación, cabe destacar que todos están coronados con una cruz, igualmente sobresale el mitológico árbol de Sobrarbe, el mismo está coronado con una cruz latina, este símbolo aparece en el cuadrante superior izquierdo del escudo de Aragón, se cree que el detenido lo dibujó para dejar constancia de su relación con la ciudad, a un lado de esta representación artística también se incluye una pequeña figura en la que aparece claramente el escudo de Aragón con sus respectivas barras y su corona.

Un rey aragonés 

En una de las representaciones se ubica un rey aragonés, no se puede identificar cual es el rey, pero se tiene certeza de que es una figura que representa a un rey, ya que están dibujadas sus insignias reales, la corona y el cetro que posee una cruz litúrgica, así como también el pomo d´oro u orbe, que representa el globo terráqueo, el cual era un símbolo de autoridad.

Componentes bélicos

En la cárcel de Broto, se pueden apreciar varios dibujos con componentes bélicos, entre los que destaca la imagen de un duelo entre un caballero que se encuentra de espaldas contra un soldado del ejército de Napoleón, también se puede apreciar otro dibujo de una embarcación de estilo carabela o galeón.

Obra Contenedor de hombres de María Jesús Bruna

En el marco del proceso de restauración de la torre de la cárcel de Broto, a través del Programa Renovarte, auspiciado por la comarca de Sobrarbe, instalo en el área interna de las sala donde se encuentran los grabados, una escultura contemporánea de la artista española oriunda de Hueca, María Jesús Bruna, denominada Contenedor de hombres, la misma es una escultura realizada en material de hierro, en donde utilizó tubos redondeos y pletinas, tiene una medida de 2,30 metros de diámetro por 0,84 de alto, además del valor artístico, está colocada de una manera tal, que impide que los visitantes toquen los grabados que se encuentran en los muros restaurados, esta obra le aumenta el valor cultural al edificio, la obra fue concebida desde su origen para ser colocada en este espacio del edificio.

Horario de Visita

Las instalaciones de la cárcel de Broto, puedes visitarla en el verano, abre todos los días en un horario comprendido entre las 5:30 p.m. hasta 9:00 p.m., si deseas realizar tu visita en otra época del año, tienes que solicitar un permiso especial en el ayuntamiento de Broto.

Con esta información hemos terminado el tema relacionado con la cárcel de Broto.  Sí este artículo fue de tu agrado, te invitamos a conocer otros temas de interés, a través de los siguientes enlaces:

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here